8.10.2005

La última página del Manuscrito Voynich

Todos nos hemos sentido siempre desorientados ante la última página del Manuscrito Voynich (el f116v). Pique en las imágenes para ampliar.



f116v

Es bastante notable el hecho de que un libro tan colorido y lleno de textos y dibujos como el que nos ocupa, termine tan intempestivamente, con una página casi vacía que cuenta con dos pequeñísimos dibujos y un breve texto:


Detalle de la parte superior del folio

Los dibujitos -a la izquierda- representan a una cabra y una figura femenina.
Pero lo más sorprendente es que el texto no es voynichés, como tampoco lo son los caracteres ni el idioma. Rene Zandbergen ha demostrado que se trata de alemán del siglo XV por la forma de las letras, y en efecto la única parte legible reza en alemán so nimm geiß milch ("tomar, por tanto, leche de cabra", la traducción es mía).
No es razonable que semejante libraco termine de esta forma, con una hoja totalmente distinta de las demás, escrita en otro idioma y con otro juego de caracteres, y dando un consejo de semejante tenor.
Pero las cosas son como son, y cada detalle que averiguamos acerca del Manuscrito Voynich, en vez de clarificarnos las cosas, no hace más que acrecentar sus misterios y las preguntas sin respuesta que nos perturban.
Mientras meditamos en ello, el profesor Jorge Stolfi ha reproducido el texto de f116v a lápiz para que sea más claro y legible (véanse las cuatro palabras finales que cito más arriba):


Representación del texto por Jorge Stolfi

Las dos primeras palabras son también legibles: michiton oladabas, pero ellas no pertenecen al alemán ni del siglo XV ni de ningún otro (ni dicho sea de paso, a ningún idioma conocido).
Más detalles sobre el f116v y otros similares, en mi propio libro sobre el manuscrito.
Por último, el profesor Newbold (aunque no nos merece ninguna confianza) interpreta el primer renglón como michiton oladabas multos te tccr cerc portas. El norteamericano hacía una mezcolanza de hebreo y latín ("multos" y "portas" son palabras de innegable estirpe latina) y dejaba de lado lo que él llamaba "jerigonza" (concretamente "te tccr cerc"), para quedarse con algo así como michi (¿"mihi"?) dabas multas portas. A mí me suena a latín puro: "me diste muchas puertas" (muchas maneras de escribir o expresarme a través de este libro). Lo que no se explica es qué puede tener que ver este agradecimiento con la leche de la cabra, la imagen de la misma y el retrato de una mujer desnuda. Daimler afirma que las dos primeras palabras constituyen la clave para descifrar el manuscrito, pero sus explicaciones son un poco difíciles de entender y mucho más difíciles de probar...

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home